Skip links

5 ALIMENTOS ESENCIALES EN EL DESAYUNO

Para empezar la jornada con energía es fundamental tomar siempre un desayuno completo que aporte la cantidad de nutrientes y calorías necesarias, esto es, entre 300 y 500’. Son las palabras de Graciela Moreira, nutricionista de Pronokal Group, quien, además, nos recuerda algo que conocemos de sobra (aunque no siempre pongamos en práctica…): ese aporte calórico no puede proceder de cualquier alimento. ¿Cuáles son los productos que sí son susceptibles de ser incluidos en la primera comida del día? Os detallamos algunos de los más recomendables. Se trata de cinco ‘magníficos’ que nos ayudarán a afrontar el día con las pilas bien cargadas y que, además, son grandes aliados de nuestra salud y nuestra silueta:

  • Avena: cereal rico en carbohidratos complejos (se descomponen en glucosa más lentamente que los carbohidratos simples y, por lo tanto, se presentan como una fuente progresiva y constante de energía durante un período mayor de tiempo). Asimismo es una gran fuente de fibra y ayuda a mantener a raya los niveles de colesterol. Se puede agregar al yogur, leche o en batidos con frutas.
  • Yogur natural: alimento rico en probióticos, microorganismos beneficiosos que ayudan a prevenir numerosas enfermedades. Mejora la digestión, ayuda a aumentar las defensas y aporta calcio y fósforo (minerales esenciales para el desarrollo de huesos y dientes).
  • Huevos: nos aportan energía, y ayudan a incrementar y mantener nuestra concentración. Se recomienda consumirlos pasados por agua, poché, duro (fritos nunca). Son una magnífica fuente de proteínas de alto valor biológico.
  • Frutas: aportan energía de absorción rápida (importante cuando nos levantamos después del ayuno nocturno y necesitamos energía inmediata). El plátano tiene un contenido importante en potasio, fundamental para las personas que practican deporte o realizan actividad física (este mineral ayudar a evitar los calambres y ciertas lesiones musculares).
  • Frutos secos: son alimentos que proporcionan mucha energía, contienen ácidos grasos esenciales y fibra. Son bastante calóricos, por eso la clave es consumirlos con moderación (un puñado al día sería la recomendación)

Fuente / Artículo : hola.com

¡Cuida tu cuerpo y tu salud de forma sana y natural!

Comenta y únete al debate...

Vuelve arriba de la página